Corrientes estrena nuevo Código Procesal Penal

La Cámara de Senadores de la provincia aprobó la reforma de la normativa que rige los procesos penales. Aplicación de juicio por jurados, plazo razonable y juicio abreviado, entre los cambios más significativos. Entrará en vigencia de manera paulatina. 

Tras 48 años sin reformas, que lo ubicaban como uno de los territorios más desactualizados en la materia, la provincia de Corrientes cuenta con un nuevo Código Procesal Penal que fue aprobado por unanimidad días atrás por la Cámara de Senadores.
El proyecto ya había sido aprobado por los senadores el 1 de agosto de este año y la Cámara de Diputados aprobó con  “modificaciones de forma” el 16 de octubre pasado, por lo que tuvo que volver a la Cámara Alta para lograr su sanción definitiva. El nuevo Código cuenta con 482 artículos y es la primera diferencia con el anterior, que contenía 599.
Uno de los cambios más significativos es que introduce el principio de oralidad, es decir, que de ahora en adelante en los procesos judiciales primará la oralidad, sin excluirse la escritura, al tiempo que funda el proceso de flagrancia, que acelera los tiempos de la justicia, con lo que en un mes debe juzgarse la situación del imputado. 
Sobre las atribuciones, detalla que el fiscal puede eximir a la policía, total o parcialmente, de recibir denuncias, en los lugares en los que tenga disponible una oficina que garantice el derecho a denunciar. Asimismo, establece el juicio abreviado, donde se da un acuerdo entre fiscal y el imputado para una acusación que incluya la solicitud de pena, coordinada por las partes, así como el ejercicio de videoconferencias, que permitirá que en algunos casos que las declaraciones se realicen mediante este sistema.
La nueva normativa sostiene que se debe garantizar justicia en plazo razonable y, para ello, el tiempo máximo de duración del proceso será entre 3 y 6 años. También suma el juicio por jurados. 
El Código Procesal Penal sancionado ayer se implementará en los dos años siguientes solo en la cuarta circunscripción judicial, cuya cabecera es Paso de los Libres. Recién al tercer año se implementará en toda la provincia.
Los intentos de reforma datan de 2004, pero, en cada ocasión que se presentó un proyecto para concretarlo, la carpeta terminó cajoneada en la Legislatura y perdió estado parlamentario, por no contar con la sanción de las dos Cámaras. En 2014 se dio un nuevo intento de reforma e incluso ese año logró media sanción en la Cámara de Senadores. Al llegar a Diputados se giró a comisiones y allí quedó porque no se reactivó su tratamiento. Finalmente, en 2015, ese proyecto perdió estado parlamentario. 
Trabajaron en el texto, entre otros, Jorge Buompadre; el fiscal Gustavo Robineau; magistrados y especialistas de la Facultad de Derecho de la UNNE, del Ministerio Público y del Superior Tribunal de Justicia.

 

Fuente: www.diariojudicial.com